domingo, 28 de julio de 2013

Ojala.

Aquí estoy, pensando durante días, como una idiota, que decir o que hacer. Para que todo vuelva a ser como antes, para que nada cambie.
Pensando, si tal vez, leerás esto. Puede que tenga esperanza. No contigo, sino conmigo. Quizás algún día se me vaya el miedo. Quien sabe. Lo único que sé, es que veo en ti la luz.
"Si no sale ardiendo de lo más profundo de ti, a pesar de todo, no lo hagas. A no ser que salga espontáneamente de tu corazón, de tu mente, de tu boca, de tus entrañas; no lo hagas. Si lo haces por dinero o por fama, no lo hagas. Si lo haces para llevarte mujeres a la cama, no lo hagas. Si te cansa solo pensar en hacerlo, no lo hagas. Si estás intentando escribir como cualquier otro, olvídalo. Si tienes que esperar a que salga rugiendo de ti, espera pacientemente. Pero si nunca llega a rugir, haz otra cosa. Si primero tienes que leerlo a tu esposa, o a tu novia, o a tu novio, o a tus padres, o a cualquiera; no estás preparado. No seas pesado y aburrido y pretencioso. No te consumas en el amor propio; no lo hagas. A no ser de que salga de tu alma como un cohete, no lo hagas. A no ser que el sol que hay dentro de ti esté quemando tus tripas, no lo hagas. Cuando sea verdaderamente el momento, si has sido elegido, sucederá por sí solo. Y seguirá sucediendo hasta que mueras. O hasta que muera en ti. No hay otro camino. Y nunca lo hubo."

miércoles, 24 de julio de 2013

Quiero un hombre que me acompañe hasta la playa, que me tape los ojos con la mano para que pueda describir la sensación de la arena bajo mis pies. Un hombre que me despierte al amanecer ansioso por hablar conmigo y que se muera de ganas de saber que diré.

domingo, 21 de julio de 2013

Si encontrara las palabras adecuadas, quizás sería más clara a la hora de hablar y de expresar lo que de verdad siento. Estoy harta ya de encontrar ese sentimiento de "miedo" en los demás. Y todo por mi.

domingo, 7 de julio de 2013

miércoles, 3 de julio de 2013

(:

Sería fácil ir detrás rogando, y lloriqueando. Pero esa etapa se acabó.  O eso espero. No pienso preocuparme más por nadie que no merezca la pena. Antes yo, después los míos, y luego ya veremos. No voy a dejar tiempo libre en mi cabeza para dar lugar a hechos que no quiero que vuelvan a pasar. Cada cual ya tuvo su oportunidad, y si no se llevo a cabo fue por algo. No hay más.

Don't cry.